Cristiano en Construcción

La Santidad no es el camino a Cristo, Cristo es el camino a la Santidad.

Archive for 31 octubre 2009

Ni un Minuto para Dios

Posted by Jhon en Sábado, octubre 31, 2009

Esta mañana abrí mi buzón atestado de propuestas gratuitas, promociones sensacionales y ofertas tentadoras. Al escoger y descartar la mayoría de esas publicidades pienso que nuestra vida a menudo se parece a un buzón lleno. La abundancia de lo que se nos propone nos hace correr el riesgo de pasar al lado de lo esencial.

Existen países en los cuales la lectura de la Biblia está prohibida. En los países occidentales es fácil obtener un ejemplar. Pero, ¿la abrimos cada día, como nuestro buzón? ¿Escuchamos su mensaje sin que sea ahogado en la masa de informaciones que nos ofrecen los medios de comunicación?

¿Qué es verdaderamente importante? Hagamos la selección sin debilidad. El Dios que creó el cielo y la tierra se dignó hablarnos. El mensaje que nos transmitió mediante las Escrituras es prioritario. Tomémonos el tiempo de inquirir cada día qué desea decirnos. Alguien muy ocupado dirá fácilmente: –¡No tengo un minuto! ¿De verdad no tenemos un minuto para Dios?

Así como mi buzón está lleno de publicidad, hay tantas cosas superfluas en nuestra vida, tantas cosas que la habrán llenado sin otra consecuencia que hacernos perder un tiempo precioso. El tiempo es un regalo de Dios, pero está contado. Detengámonos para escuchar la voz del Dios justo y del Salvador que nos llama: “Mirad a mí, y sed salvos” (Isaías 45:22).

Anuncios

Posted in Devocionales | 2 Comments »

Halloween

Posted by Jhon en Jueves, octubre 29, 2009

¿Por qué los cristianos le dicen «no» a Halloween? ¡Justamente porque son cristianos! Halloween es una antigua fiesta pagana en la que los druidas (sacerdotes de ídolos) iban de casa en casa recaudando dinero para el dios Samain. Cuando una casa rehusaba cooperar, los sacerdotes maldecían y echaban maleficios a sus habitantes.

Muchos padres de familia sólo ven en Halloween una fiesta inocente con disfraces y entretenimientos. Pero, ¿qué hay detrás de esas cosas «triviales», detrás de ese séquito de brujas, fantasmas, esqueletos, vampiros y demonios? Sin relacionar forzosamente Halloween con prácticas ocultas, muchos educadores y psicólogos denuncian su carácter malsano.

Otros dicen: ¿Qué diferencia hay entre Navidad y Halloween? No hay que ser intolerantes, es el mismo comercio… Después de la fiesta de la madre y del padre se inventó la de las abuelas, y ahora se motiva a celebrar Halloween. Pero a diferencia de los momentos que exaltan la ternura, los lazos familiares o los que recuerdan la noche en que el niño Jesús llegó al mundo, Halloween es símbolo de maldición, de violencia y de muerte.

Aun con el riesgo de pasar por retrógrados, ¿cómo no levantarnos vigorosamente contra lo que supera el marco de una simple fiesta? Lo que debemos transmitir a nuestros hijos es un mensaje de paz, de amor, de vida: la buena nueva de Dios para la salvación de los hombres.

Posted in Devocionales | 1 Comment »

Por qué dejar al hombre para el sexto día

Posted by Jhon en Miércoles, octubre 28, 2009

Un grupo de sabios se reunió para discutir la obra de Dios; querían saber por qué no había creado al hombre hasta el sexto día.

-Él quería organizar bien el Universo antes, de manera que pudiésemos disponer de todas las maravillas de la creación– dijo uno.

-Él quiso primero hacer algunas pruebas con animales, para luego no cometer los mismos errores con nosotros –sostenía otro.

En esos momentos llegó al encuentro un sabio judío, y se le comunicó el tema de la discusión:

-Y en su opinión, ¿por qué Dios esperó al sexto día para crear al hombre?

-Es muy sencillo –comentó el sabio. –Para que, cuando nos asaltase la vanidad, pudiésemos pensar: hasta el insignificante mosquito tuvo prioridad en la labor Divina.

Posted in WL | Leave a Comment »

Esperar como Cristiano

Posted by Jhon en Miércoles, octubre 28, 2009

En la vida hay muchas oportunidades para esperar: esperar crecer, tener un oficio, curarse, días mejores, su turno en las oficinas de la administración, en el laboratorio odontológico o simplemente esperar a que el semáforo pase del rojo al verde. Un estudio calculó que por término medio, en muchos países, una persona pasa más de cinco años de su vida ¡esperando pacientemente en una fila de espera! Si soy cristiano aún debo agregar una espera más importante, la de la voluntad de Dios para mi vida.

Ya que es inevitable esperar, ¿cómo debo hacerlo? Para ser un buen testigo de Jesucristo, ¿no debería aguardar con paciencia y sin quejarme? Tampoco debería ser con pasividad, porque siempre hay posibilidad de estar ocupado haciendo el bien. La actitud positiva evita la tendencia a ser nervioso e impaciente. Puedo utilizar de buena manera esos tiempos de espera: reflexionando en un texto de la Palabra que me viene a la cabeza, leyendo algunas líneas de un evangelio, orando, etc.

Siempre es bueno orar y alabar a Dios por todo lo que nos da, por su maravillosa salvación en Jesucristo. También puedo exponer a Dios mis necesidades, las de mis amigos o vecinos y orar por la salvación de aquellos que no conocen al Señor como Salvador sin olvidar de aprovechar las ocasiones para testificar de Cristo.

Vivamos, pues, “aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos” (Efesios 5:16).

Posted in Devocionales | Leave a Comment »

Posted by Jhon en Sábado, octubre 24, 2009

“Hay suficiente polvo en algunas de vuestras Biblias que podeis escribir con vuestros dedos sobre ella la palabra: condenación”

Charles H. Spurgeon

Posted in Frases | Leave a Comment »

Servir a Dios

Posted by Jhon en Jueves, octubre 15, 2009

Una de las enseñanzas más claras que nos dejó Nuestro Señor Jesucristo fue que debíamos vivir para servir a los demás y no para ser servidos. Él fue el primero en dar el ejemplo, en Mateo 20:28 nos dice de Su misma voz que Él no vino para ser servido sino para servir, y no sólo hacerlo porque es un mandato o enseñanza, como lo quiera tomar, sino hacerlo de la manera y actitud correcta (Salmo 100:2). Nadie que se precie de llamarse Cristiano puede evadir esta responsabilidad y deber con excusas, ya que también nos dice que todos nosotros tenemos un llamado que es irrevocable (Rom 11:29) y que Dios previendo nuestra conversión ha preparado de antemano obras para que andemos en ellas y seamos siervos útiles del Reino (Efe 2:10).

Usualmente cuando escuchamos que alguien sirve en la iglesia imaginamos un pastor, un diácono, o algún otro oficio notorio; si bien estos siervos tienen responsabilidades con todo el cuerpo de la iglesia, no es una carga que deban llevar solos. Cada uno de los miembros de la iglesia tiene un llamado particular, y como bien explica en su clara analogía Pablo, refiriéndose a la Iglesia como un mismo cuerpo, nadie puede decir que es más o menos útil al cuerpo (iglesia) ni mucho menos llevar una actitud pasiva excusándose en que su servicio no es necesario porque supuestamente no tiene un talento, profesión o llamado “típico” como los que mencionaba anteriormente.

Todos y cada uno de nosotros hemos recibido dones de parte del Espíritu Santo y a cada uno de nosotros se nos ha capacitado con ciertas habilidades particulares que nos hacen parte vital (pero no indispensable) del cuerpo que componemos que es la iglesia.

Hay algo que se requiere, una labor que desempeñar, un trabajo que hacer, algo que sólo Usted puede hacer como Usted lo haría. Quizás aún no lo ha descubierto o probablemente aunque lo sabe, cree que su talento no puede ser utilizado en la iglesia porque es algo “demasiado secular” o “poco espiritual”. No hay cosas poco espirituales, lo que ocurre es que no las dedicamos al Señor pensando que a Él no le importa nuestra labor o que no es útil para la iglesia. Pensar o decir esto sería como decir que somos un excedente de la sociedad, sería como despreciar la labor que El está haciendo con nosotros, y nada más errado que ello. ¿Acaso Usted depreciaria sus uñas porque no tienen supuestamente una labor activa en su cuerpo? ¿ o preferiría no tener cejas porque pareciera que solo son de adorno? Cada parte del cuerpo es necesaria, útil y diseñada por el Gran Creador, igualmente cada miembro de la iglesia es útil y añadido al cuerpo con un propósito del mismo Gran Creador.

Todo lo que tiene que hacer para cumplir con el llamado que tiene, cumplir con su misión de vida es mirarse a sí mismo con los ojos que Nuestro Señor le mira cada día, con esa mirada de satisfacción y amor que tuvo El al crearlo, dejar de mirarse como lo mira el mundo ya que ya no pertenecemos a el, ahora somos ciudadanos de un nuevo Reino y en tanto venga Nuestro Señor anhelar cada día a primera hora ser un instrumento de Su voluntad.

Quizás Usted no tenga el don de la predicación, no se preocupe ya tenemos un Pastor, quizás no tenga talento musical, descuide El Señor está levantando siervos que lo alaben con gozo, pero le invito a que mire un poco más lejos del púlpito y sus alrededores, un poco más allá en el entramado poco visible de nuestra iglesia. Siempre hay un espacio para alguien que quiera cuidar los niños en domingo, siempre hay un delantal dispuesto para quien quiera atender a nuestros hermanos en las diferentes ocasiones, siempre harán falta manos voluntariosas y atentas para la obra, sus manos.

Y si acaso no es lo que tenía planeado cuando le invitaron a servir, recuerde lo que también nos enseño El Pastor de pastores (Mateo 23:11-12).

Le invito una vez más que permita que El Señor le de el gozo de servir, todo lo que tiene que hacer es tener un corazón dispuesto y el anhelo de agradar a Nuestro Señor. Acérquese hoy mismo al encargado del propósito de servicio y dígale como le diría a Su Señor: “Heme Aqui”.

Posted in Estudios | Etiquetado: , , , , , , , , | 3 Comments »

Servir al propósito de Dios

Posted by Jhon en Martes, octubre 13, 2009

Los cristianos solemos tener la idea equivocada de que el servicio a Dios tiene que ser una actividad “muy visible”. Según su manera de pensar, el pastor y el solista del coro sirven a Dios, pero el resto de nosotros hacemos apenas lo poco que podemos, y quizás en el futuro tengamos la oportunidad de hacer algo grande para el Señor.

La verdad es que gran parte de nuestra vida diaria se dedica a servir el propósito de Dios. De hecho, nuestro mayor impacto podría resultar de una pequeña acción de fidelidad. Cuando yo tenía 17 años de edad, mi abuelo pasó una semana conmigo. Probablemente él no pensó que tendría valor eterno sentarse en el porche de la casa para hablar con su nieto adolescente. Pero los principios espirituales que compartió conmigo cambiaron mi vida. Los he usado en casi todos los sermones, lo que significa que mi abuelo ha bendecido a millones de personas. Los seguidores del Señor no deben subestimar el alcance de su servicio. Si limitamos nuestro servicio a “tareas eclesiásticas” especiales, perderemos cada día la oportunidad de marcar una diferencia.

Las Escrituras están llenas de cosas ordinarias, pero necesarias, que los creyentes pueden hacer: cuidar de los menos afortunados (Éx 22.22); enseñar a los niños (Pr 22.6); usar sabiamente la libertad cristiana (1 Co 8.7-13); amonestar a los ociosos, alentar a los de poco ánimo, sostener a los débiles (cf. 1 Ts 5.14), entre otras.

Los creyentes forman el cuerpo de Jesús en la tierra. Somos sus manos para ayudar, sus pies para ir donde haya una necesidad, y su boca para dar consuelo y compartir el evangelio. ¿Qué papel cumplirá usted hoy? Conságrese una vez más a servir al Señor en todo lo que haga.

Posted in General | Leave a Comment »

Una vida de Armonia con Dios

Posted by Jhon en Martes, octubre 13, 2009

Hace poco comencé a estudiar música, una de mis grandes frustraciones ha sido el no tener el talento suficiente para tocar algún instrumento musical, siempre lo he deseado y sigo intentándolo.  En estas clases he aprendido una palabra muy interesante que se usa frecuentemente para designar un conjunto de notas que “suenan bien”.  Esta palabra es ARMONIA.  Si no se tiene armonía en una composición o una interpretación, sencillamente no suena adecuadamente y se pierde el placer de escuchar el sonido de cualquier instrumento.

Igualmente en nuestra vida como Cristianos en Construcción necesitamos armonía en nuestra vida cada día; para ello, así como en la partitura se requieren tiempos, compases, ritmos y demás, en nuestra vida necesitamos algunos ingredientes para tener armonía con Dios.

El primer ingrediente que necesitamos y quizás el más importante de todos es:

Leer el resto de esta entrada »

Posted in Estudios | Etiquetado: , , , , , , , , , , | Leave a Comment »

Cada Segundo Cuenta

Posted by Jhon en Sábado, octubre 10, 2009

«Cada segundo cuenta». Este eslogan pertenece a nuestra época en la cual cada uno quiere vivir intensamente su vida. No debe perderse ni un segundo. Una sociedad de transportes rápidos tomó como lema: «Los dueños del tiempo». Pero el único dueño del tiempo es Dios, quien no cambia y es eternamente el mismo. Él creó todo y en particular el tiempo. Jesús dijo: “Antes que Abraham fuese, yo soy” (Juan 8:58). Está por encima del tiempo.

En cuanto a nosotros, ¿cómo llegar a no ser esclavos del tiempo? ¿Cómo ser liberados de este frenesí de vivir cada vez más rápidamente? Ante todo, volvamos la mirada hacia aquel que es el señor del tiempo: Jesucristo. Él venció la muerte y vive para siempre. Por la fe en él recibimos la vida eterna.

Todo lo que el mundo ofrece aturde y no puede dar una profunda satisfacción. La verdadera felicidad no está en una carrera agotadora y sin blanco, sino en la comunión con Dios. Jesús dijo: “Mi paz os doy; yo no os la doy como el mundo la da” (Juan 14:27). Con sabiduría y bondad, quiere otorgarnos una vida apacible, variada, armoniosa, y preservarnos tanto del estrés como de la pereza. Entonces cada actividad encuentra su lugar adecuado.

Todo lo que hacéis, sea de palabra o de hecho, hacedlo todo en el nombre del Señor Jesús…” (Colosenses 3:17).

Posted in Devocionales | Leave a Comment »

Posted by Jhon en Jueves, octubre 1, 2009

Obedezca a Dios y deje en sus manos las consecuencias

Charles Stanley

Posted in Frases | 1 Comment »

 
A %d blogueros les gusta esto: